martes, 12 de abril de 2011

¡Poyejali!

"¡Allá vamos!". Ésta es la traducción del título de esta entrada. ¿Que en qué idioma está escrito? En ruso. ¿Que quién lo dijo? Yuri Gagarin. ¿Que quién es Yuri Gagarin? Que no sepas las respuestas a las dos primeras preguntas es entendible, pero no saber quién fue Yuri Gagarin es imperdonable.
Hoy es 12 de abril de 2011 y hoy se cumplen 50 años de aquel mismo día de 1961, día en el que Yuri Gagarin se convertía en el primer ser humano que viajaba al espacio. Fue concretamente a las 9:07 de la mañana cuando el primer astronauta de la historia despegó en la nave Vostok 1 desde el Cosmódromo de Baikonur, en la actual Kazajistán. Apenas tres o cuatro minutos más tarde, Yuri ya era capaz de ver La Tierra desde una altura considerable y de distinguir ríos, cadenas montañosas, nieve, bosques, etc. Un poco más tarde, se topó con la oscuridad del espacio exterior y con la cegante luminosidad del astro rey, además de empezar a experimentar la ingravidez. Después de haber dado una vuelta completa al planeta a más de 300 kilómetros de altura, la nave reentró en la atmósfera terrestre para que Yuri Gagarin descendiese usando un paracaídas hasta aterrizar cerca del pueblo soviético de Smelovka tras 1 hora y 48 minutos de viaje espacial.
50 años ahí fuera, 50 años en los que hemos pasado de enviar a un ser humano al espacio exterior a llevarlo a La Luna, de llevar una sonda a Marte a poner en órbita el telescopio espacial Hubble, de encontrar una estrella casi tan antigua como el propio Universo a toparnos con una nueva forma de vida microscópica en forma de bacteria. Hemos conseguido mucho en medio siglo, y se supone que en los próximos años la cosa debe avanzar a pasos agigantados.
¿Quién le iba a decir a Yuri Gagarin que, recién terminada la Segunda Guerra Mundial y cuando contaba con sólo once añitos, se convertiría en la primera persona en ir más allá del cielo azul? ¿Quién le iba a decir a Neil Armstrong que, cuando voló por primera vez con seis años en un aeroplano, iba a volar en 1969 en el Apolo 11 para poner sus pies en ese disco plateado que vemos por la noche? ¿Quién le dirá a un chaval que probablemente ahora esté dándole patadas a un balón o jugando a la videoconsola que dentro de poco viajará hasta donde ahora nadie ha sido capaz de llegar? ¿Quién sabe si será la primera persona en amartizar o en superar los límites del Sistema Solar o...?
Cuando este blog contaba con pocos meses de vida, os recomendé un vídeo de Carl Sagan en el que el difunto divulgador nos hacía ver lo minúsculos que somos en la inmensidad del Universo. Hoy, aprovechando el 50 aniversario de la hazaña de Yuri Gagarin, quiero terminar esta entrada con una de las frases que pronunció este cosmonauta soviético durante su corto pero intenso viaje a las estrellas y que ojalá las generaciones venideras valoren como es debido: "Pobladores del mundo, salvaguardemos esta belleza, no la destruyamos".

6 comentarios:

Rojo Merlin dijo...

Pues si, hoy es 12 de Abril, y precisamente me estaba acordando de esa frase que dijo el astronauta.
Aprovecho este comentario para unirme a ese deseo, que ojalá fuera también el de todos los humanos.
Un saludo.

Andrés dijo...

Lo bueno de este aniversario será ver más reportajes y documentales del momento, y disfrutar de esta hazaña.

La verdad que todos los humanos deberíamos mirar el planeta desde fuera para darnos cuenta que no somos nada y que estamos juntos en el mismo barco.

Quizás así se acabarían las guerras, las ansias de poder y el egoísmo humano.

Migue dijo...

Uno de los grandes avances de la humanidad. Y de eso hace ya 50 años. Dentro de nada cualquiera hará lo mismo que Gagarin como quien va a Benidorm

Rafalillo dijo...

Rojo Merlin: mucho me temo que muchos humanos obviarán ese deseo.

Andrés: el pasado día 12 salió un reportaje que seguramente enlazaré en la próxima entrega de 'No es mío, pero es interesante'.
Sería un lujo poder ver el planeta desde fuera, pero claro, es un lujo que muy pocos pueden permitirse.
El día en el que todos nos demos cuenta de lo que realmente somos, precisamente ese día sí que pasará la historia.

Migue: un gran avance, y lo que está por venir todavía, aunque yo creo que nuestro límite está cerca en lo que a viajes tripulados se refiere.
Lo de que cualquiera pueda ir al espacio así porque sí lo veo complicado, pero bueno, confiemos en que la ciencia avance.

Gracias por vuestros comentarios ;)

Anónimo dijo...

Si lograramos ver el planeta desde fuera, nos daríamos cuenta de lo absurdo que es tener: fronteras, ejércitos, dinero... en fín, el mundo sería otro.
Gagarin o Armstrong fueron realmente unos privilegiados.

Rafalillo dijo...

Hola Anónimo! Antes de nada, te recomiendo que uses un nick que te identifique en vez de pasarte por aquí como Anónimo. En cualquier caso, bienvenido a mi blog, el cual espero que sigas visitando a partir de ahora :D Por cierto, me gustaría saber cómo has llegado hasta aquí.

Con respecto a tu comentario, estoy prácticamente de acuerdo contigo. No me parece mal que existan fronteras que limiten a países y regiones cualesquiera, pero lo de los ejércitos es indiscutible que nos lo podríamos ahorrar. Sólo llegará ese día cuando todos nos demos cuenta de lo poco que somos en el Universo.

Pues sí, son unos privilegiados. Ojalá yo también pudiera sentir lo mismo que ellos...